A mediados de diciembre, Toronto debería estar tapado de nieve. Esto antes pasaba… Hoy en día, el tiempo anda loco como la gente.

Comenzamos nuestro paseo por el lago Ontario y lo terminamos por el mismo lago Ontario. No soy el correcaminos, qué tanto.

Al final podrán apreciar un barco que trae azúcar sin refinar a una refinería de Toronto, para que la refinen. Red Path Sugar se llama la refinería que tiene el propósito en esta vida de refinar azúcar.

En fin, esto era sobre los patos. No son giles los plumíferos, disfrutan de los 6 grados, cuando deberían sufrir los -15 grados los muy desgraciados.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *